Editorial - Innovación

Diseño web
Innovación
Tendencias SEO
E-commerce
Redes Sociales
Comunicación digital
Educación
Opinión

Mucho se habla de la crisis que se encuentran viviendo nuestras empresas a nivel local y nacional. Donde las especulaciones respecto a la afección a nuestra economía, van desde la guerra comercial entre EE.UU. y China, la penetración de modelos de negocios digitales, hasta los subsidios que el gigante asiático les proporciona a sus compatriotas para establecerse con locales comerciales y malls en nuestro país abaratando sus costos y dejándolos en mejor posición competitiva.

 

Lo concreto son los números, y en este ámbito 76 empresas del Biobío se declararon en quiebra el primer semestre del año en curso, de acuerdo al informe de la Superintendencia de Insolvencia y Reemprendimiento.

 

Por otra parte, de acuerdo al último estudio realizado por el Ministerio de Economía, Fomento y Turismo sobre las razones por las cuales, las empresas no pueden crecer o más bien se limitan y quiebran. Nos demuestran que con 29,5% la primera causa es la Falta de Clientes; es decir, las empresas no saben abordar con un mensaje claro a sus potenciales clientes, además de no conocer sus preferencias, gustos y/o tendencias. Dejando en evidencia que las empresas mayormente carecen de un plan de Marketing, con lo que ello conlleva, como lo es el estudio y la segmentación de mercados con tal de que el clientes efectivamente les compre.

 

Una segunda razón es la falta de financiamiento y orden financiero, con 25,4%, lo que deja en evidencia la pérdida de control de las organizaciones de parte de sus dueños respecto a la contabilidad de sus ingresos versus sus costos.

 

Más allá de las causas, es sabido desde la teoría que el dueño de una empresa debe gestionar las variables controlables, siendo estas, las de los recursos humanos, tecnológicos, financieros como materiales. Recursos que debe administrar un gerente. No hacerlo en la práctica implica una negligencia de parte de su gestión que solo lo responsabilizaría a él, por no ejercer desde la planificación estratégica el proceso administrativo, lo que involucra desde el desarrollo de un plan de marketing hasta el orden contable.

 

Ahora bien, si culpáramos a la economía país, a la agresiva competencia del gigante asiático, o al avance tecnológico que impera con nuevos modelos de negocios, también caemos en el error de no ser proactivos y capaces de tener en consideración las variables no controlables, como lo es, desde el ámbito político, económico, social, tecnológico, legal, y del medio ambiente.

 

Bien sabemos que un administrador debe tener siempre en vigilancia y en predicción los escenarios probables en estos ámbitos además de estar siempre informados.

 

Si no evolucionamos, el cliente se inclinará por las empresas que más satisfagan su conveniencia, sea a un clic de distancia comprando a través de la web en otra parte del mundo, o bien a un mejor precio en una mall del gigante asiático.

 

Más bien a lo que debemos aspirar, es a evolucionar con el mundo, el mercado e Internet. Debemos ser capaces de diseñar estrategias competitivas reales, luego de haber realizado tanto el estudio macro, como micro del entorno. Y en este ámbito las tendencias del consumo digital nos indican que debemos competir por ese medio para llegar al usuario con modelos de negocios en sintonía con él, además de propuestas de valor mejoradas.


Fuente: Diario El Sur
Periodista: Javier Martínez Gutiérrez

 

Por Marcos Clark Gavilán
Gerente de AmericaInternet.cl
Twitter: @marcosclarkg

Editoriales Relacionadas

19 de Agosto del 2019
Los Campeones de las Empresas - AmericaInternet.cl
Los Campeones de las Nuevas Invenciones demuestran Tenacidad y Valor Heroico.
Por Marcos Clark Gavilán
21 de Agosto del 2019
La transformación digital en las Empresas
Actualmente las empresas orientan muchos recursos a estar presentes en la web. | Americainternet.cl
Por Gonzalo Barra V.