Diseno Web Diseno Web

Contáctenos

LiveZilla Live Chat Software
mouse

AmericaInternet.cl

Submenú

Últimos Videos

Posicionamiento Web

Noticias relacionadas

Posicionamiento web

TODAS LAS NOTICIAS >>

parte inferior

Home»Noticias» Trucos para pensar como un diseñador (sin serlo) | Diseño Web

También puedes seguir nuestras publicaciones

Redes Sociales

Trucos para pensar como un diseñador (sin serlo) | Diseño Web

Enviado el Martes, 25 de Julio de 2017

Trucos para pensar como un diseñador (sin serlo)

 

 

En la experiencia de varios emprendimientos exitosos, el éxito comenzó con una decisión: Concentraron su energía en hacer cosas. Para estos emprendedores, el crecimiento sólo es posible a través de la calidad del trabajo. De allí que destinaron más tiempo a la creación que en las rondas de financiación y la estrategias de ventas.

 

De esta forma, descubrieron que la gente se siente atraída por las empresas que lideran en materia de diseño, ya que un buen diseño transmite una claridad de misión y un sentido de propósito. Aquí puedes descubrir 12 negocios creativos para emprendedores artísticos.

 

Por lo tanto, pensar como un diseñador es una manera confiable para construir una compañía de manera orgánica. A continuación, se presentan algunos enfoques de diseño que pueden ser útiles para aplicar a tu negocio:

 

 

1. No vaciles de quién eres

 

Aceptar que las personas inteligentes fracasan es a menudo una clave para la economía empresarial, pero esto se tradujo en una "fijación por el fracaso", con demasiados fundadores que abandonaban las estrategias de negocio de una semana a la siguiente.

 

Los diseñadores saben que las marcas combinan iteraciones sucesivas con un propósito claro, y tienen la disciplina de seguir con ese propósito.

 

Es por ello que los cambios repentinos de imagen o misión pueden terminar siendo contraproducentes. Ante una baja, se debe alentar el establecimiento de tácticas. Para ello se debe iterar, probar suposiciones y obtener retroalimentación antes de adelantarse a conclusiones. Pero no se debe dar un giro radical en el espíritu de la empresa.

 

Sé paciente, y mantén tu visión, aun cuando se avecinen tiempos difíciles. Los clientes reconocen y premian la consistencia.

 

 

2. Piensa como un cliente

 

Los mejores diseñadores pueden entrar en la mentalidad de un usuario. Un principio clave del diseño es que se dedican a la experiencia del usuario, y saben que les gusta ser cautivados de maneras que no anticipaban.

 

En un negocio de servicios, la gente se da cuenta cuando la empresa tiene una actitud de sobrecompensación, o cuando muestra flexibilidad de una manera inesperada.

 

 

3. Permitir a los diseñadores que hagan su mejor trabajo

 

Las organizaciones deben crear equipos capacitados y confiar en que cada miembro haga lo que mejor sabe hacer.

 

Es muy importante que los emprendimientos sigan este camino: Inculcar un sentido de pertenencia en el equipo es tan importante como cualquier otra cosa que hagas en un nivel de negocios. Las empresas que mantienen esta mentalidad, a menudo, se consideran insurgentes y naturalmente logran salir airosas del estancamiento.

 

A medida que el emprendimiento vaya creciendo, se debe fomentar un sentido de propiedad. En lugar de aumentar la complejidad y matar el crecimiento, asegúrate de que todos tengan la libertad de conducir la misión.

 

 

4. Rechaza las distracciones

 

El compromiso de los empleados no es un misterio. La gente quiere ser desafiada a hacer su mejor trabajo y tener la confianza para tomar decisiones. Esperan que se les pague bien, ser tratados de forma respetuosa y contar con un buen equipo de trabajo donde el ritmo no sea tortuoso. Conoce la experiencia de alguien que quiso dejar de ser esclavo del trabajo.

 

Además, los empleados entienden cómo funcionan las empresas. Ellos están muy conscientes de que el dinero gastado para reservar una banda famosa para la fiesta de fin de año ha salido de sus cheques de pago.

 

Cuando el 72 por ciento de la gente está estresada por el dinero, puede ser hora de repensar el plan del edificio de oficinas lujosas que habías vislumbrado, en lugar de encontrar mejores clientes y proyectos, hacer un mejor trabajo y darle al equipo una mayor parte de las ganancias.

 

Al igual que con cualquier buen diseño, hay que centrarse en lo importante. El resto es una distracción. Es importante comprender que no existen atajos para mantener el crecimiento a largo plazo. Si se aspira a tener un negocio de crecimiento orgánico, se deben construir relaciones sostenibles, en lugar de centrarse sólo en los números.

 

Para realmente hacer crecer tu negocio, debes invertir en cosas que no pasarán de moda. Esto significa crear una cultura de calidad, libertad y propósito. En última instancia, no se trata del diseño como tal. Como dijo el diseñador gráfico y cineasta Saul Bass, el diseño es simplemente "hacer visible el pensamiento".